Poxvirus de origen animal - Diagnóstico molecular (PCR) e identificación por secuenciación.

Parapoxvirus: Pseudocowpox virus (Paravaccinia) –PCPV-, Orf virus –ORFV-,
virus de Estomatitis Papular Bovina (BPSV-Bovine Papular Stomatitis virus), Parapoxvirus of Red Deer in New Zealand (PVNZ)

Orthopoxvirus: Cowpox virus (CPXV), Vaccinia virus (VACV) y
Monkeypox virus (MPXV)

Información

Los Parapoxvirus (PPV) y los Orthopoxvirus (OPV) son dos géneros de virus incluidos en la familia Poxviridae. Esta familia de virus está integrada por virus de gran tamaño con genoma ADN de doble cadena (ds DNA). La mayoría de ellos, excepto la especie Variola virus (VARV) que tenía como único hospedador al hombre, producen infecciones en animales y ocasionalmente pueden transmitirse al hombre. El virus de la viruela causó el último caso en 1977, y oficialmente se considera erradicada del mundo desde la declaración de 1980 de la 33 Asamblea de la Organización Mundial de la Salud, manteniéndose cepas conservadas únicamente en el CDC (Center for Diseases Control) de Atlanta, Georgia en EE.UU. y en el State Research Center of Virology and Biotechnology, de Novosibirsk en Rusia.

Parapoxvirus (PPV)

En este género se incluyen cuatro especies de virus causantes de enfermedad cutánea, proliferativa, localizada en rumiantes domésticos y salvajes:

• Virus Orf (ORFV).
• Pseudocowpox virus (PCPV).
• Virus de la Estomatitis Papular Bovina (BPSV: Bovine Papular Stomatitis virus).
• Parapoxvirus of Red Deer in New Zealand (PVNZ).

Todas las especies están relacionadas con infecciones en rumiantes, y las tres primeras (ORFV, PCPV y BPSV) pueden causar infecciones cutáneas en humanos, provocando una lesión muy similar, por lo que clínicamente es difícil de conocer la causa de la lesión.

Son virus epiteliotrópicos de distribución Universal, causantes de enfermedades cutáneas no sistémicas localizadas), vesiculares y eruptivas, en rumiantes domésticos y salvajes, que aunque tienen un estrecho margen de hospedadores, ocasionalmente pueden transmitirse al hombre, provocándole lesiones localizadas, principalmente en las manos, en general con carácter profesional, afectando a ordeñadores, u otras personas en contacto con animales infectados, como ocurre con los nódulos de los ordeñadores (Milker´s nodule o Pseudocowpox). En general, la infección ocurre a través de piel escarificada o dañada, que permite la replicación del virus en los queratinocitos, cerca del punto de entrada, con un curso clínico caracterizado por las fases de máculas, pápulas, vesículas, pústulas y costras. Pueden verse lesiones de vesículas y pústulas cubiertas por costras. En ausencia de contaminación bacteriana, u otra complicación, las costras se desprenden después de unos días, y cura rápidamente.

Los granjeros, ordeñadores, y sus contactos más próximos desarrollan las lesiones en las manos, antebrazos, piernas y cara, junto con algunos síntomas sistémicos acompañante. Sin embargo, a diferencia de las infecciones causadas por Orthopoxvrus (OPV) que provocan infecciones sistémicas o localizadas, las infecciones por Parapoxvirus (PPV) suelen ser benignas, autolimitadas y localizadas. Además, no producen inmunidad de larga duración. 
  
El virus de la estomatitis papular bovina (BPSV) afecta habitualmente a terneros, que presentan lesiones papulosas, ligeramente erosivas, principalmente en el morro, labios, paladar duro y mucosa oral, así como en las ubres de las vacas. En las personas, se asocia con nódulos y pústulas en las manos o en la cara.

El virus Pseudocowpox (PCPV) se introduce en los rebaños a través de animales infectados, diseminándose lentamente entre ellos, por contacto directo o indirecto. 

El virus Orf (dermatitis pustular contagiosa), afecta preferentemente a ovejas y cabras, en las que les provoca lesiones orales o periorales. En las personas provoca vesículas y nódulos en manos o cara, o nódulos hiperplásicos acompañados de linfadenopatías.

Orthopoxvirus (OPV)

En este género se incluyen varias especies de virus causantes de enfermedad sistémica o cutánea localizada que tienen como hospedadores a personas, a primates no humanos, a rumiantes, roedores y félidos, entre otros.

• Patógeno humano:

• Virus Variola (VARV), causante de la Viruela (Smallpox), hoy erradicado del mundo, y solamente conservado en un centro en EE.UU. y en otro de Rusia.

• Patógenos de animales, con importancia económica veterinaria, y de salud pública por su importancia zoonótica.

• Virus Monkeypox (MPXV)
• Virus Cowpox (CPXV)
• Virus Vaccinia (VACV)
• Virus Horsepox (HSPV)
• Virus Buffalopox (BPXV)
• Virus Camelpox (CMLV)
• Virus Ectromelia (ECTV)

La formas de realizar su diagnóstico e identificación ha cambiado radicalmente en los últimos años. Los métodos convencionales estaban basados en procedimientos lentos que requerían antisueros específicos, únicamente disponibles en algunos centros especializados en Poxvirus, y no asequibles a todos los laboratorios, y el cultivo del virus, con sus riesgos implícitos para su manipulación. Estos métodos eran: aislamiento y neutralización vírica con antisueros específicos; inhibición de la hemaglutinación; morfología de las placas o pústulas en cultivos celulares o membrana corioalantoidea de embrión de pollo; capacidad de células de cultivos celulares inoculados de hemadsorber eritrocitos; temperatura de replicación en cultivo celular o en membrana corioalantoidea de embrión de pollo; análisis de las proteínas virales mediante electroforesis en gel de poliacrilamida.

Actualmente, los métodos moleculares como el perfil de restricción con endonucleasas, y la secuenciación de nucleótidos, tras la amplificación por PCR, se han convertido en los métodos más útiles. Estos métodos eliminan la necesidad de cultivar previamente el virus en el laboratorio, con las consiguientes ventajas.

De los virus capaces de infectar al hombre actualmente, uno de ellos, Cowpox virus (CPXV),  se considera un patógeno emergente, por los casos que se están produciendo. Otro de ello implica un riesgo sanitario para el que hay que estar preparado: Monkeypox virus (MPXV). Finalmente, otro está causando problema en algunos países: virus Vaccinia (VACV).

Virus Cowpox (CPXV): este virus aunque pueda pensarse por su nombre que afecta preferentemente a las vacas, no es así, y es el Poxvirus con mayor amplitud de hospedadores. Su reservorio natural son roedores salvajes (Myodes glareolus, Apodemus sylvaticus, …), y las vacas, los gatos, y otros animales cautivos, son sólo un hospedador accidental. La transmisión a personas más frecuente es mediante el contacto directo con roedores infectados, como algunas ratas utilizadas como mascotas (Rattus norvegicus) (“Fancy rats”), o con gatos u otros animales que se hayan podido infectar con roedores, como son los animales cautivos de zoológicos o para otros fines (circos). Las infecciones por este virus en general son localizadas y autolimitadas, pero pueden ser más graves en personas afectas de dermatitis, eczema o inmunodeprimidos. En Francia y Alemania, entre diciembre de 2008 y enero de 2009, se produjo un brote con 12 casos en Francia y 18 casos en Alemania.

El incremento de las infecciones por este virus, puede estar motivado por la ausencia de la protección cruzada conferida previamente por la vacunación antivariólica, desaconsejada desde que se declaró a la enfermedad erradicada.

En las personas, en general, la infección se manifiesta como una lesión circunscrita eritematosa e inflamada, que evoluciona a necrosis central con bordes inflamados, dolorosa, de aproximadamente 1,5 cm de diámetro, acompañada de linfangitis y a veces linfadenopatía regional. Su comienzo e intensidad está relacionado con la historia de vacunación frente a la viruela, de forma cuando ocurre en una persona no vacunada el periodo de incubación es más corto (3 a 5 días), mientras que si ocurre en una persona vacunada el periodo de incubación es más prolongado, la clínica es menos intensa, sin fiebre, y sin adenopatía. En muchos de los casos, a veces en forma de brotes familiares, existe la historia epidemiológica de la adquisición de una mascota (Rattus norvegicus) que muere pocos días después de adquisición, tras haber presentado tos y lesiones hemorrágicas oculares a los pocos días de su adquisición.

La eficacia de protección cruzada de la vacuna de la viruela, hace que en EE.UU. se recomiende la vacunación en aquellas personas que puedan exponerse al virus Cowpox, como los investigadores.

Virus Monkeypox (MPXV): este virus también tiene como reservorio a varias especies de roedores o de ardillas que habitan en bosques lluviosos de África Central, y puede afectar a primates no humanos y al hombre, habiéndose producido casos en EE.UU. como consecuencia del contacto con algún animal infectado. Su clínica recuerda a la producida por la viruela humana (smallpox) debida al virus Variola (VARV). En general, después de un periodo de incubación a unas 2 semanas, aparece un cuadro febril seguido de un exantema generalizado. La infección puede transmitirse persona a persona y puede ser fatal con una tasa de letalidad del 0 al 10% de los casos frente al 10-30% de la viruela. Después de discontinuar la vacunación frente a la viruela, existe menos protección frente a este virus.

Virus Vaccinia-like (VACV): en Brasil se están produciendo brotes de infección por un virus similar al virus Vaccinia. El virus Vaccinia se admite que fue el utilizado por Edgard Jenner cuando publicó su propuesta “An Inquirí Into the Causes and Effects of the Variolae-Vaccine or Cowpox” (1798). Según esta descripción parece que fue el virus Cowpox el utilizado, pero hoy se tiene dudas, habiéndose pensado que se utilizó un Pseudocowpox, e incluso se tienen pruebas de que en el siglo XIX, se estuvo utilizando un Horsepox virus por sus menores efectos colaterales.

Tratamiento de las infecciones por Orthopoxvirus, Parapoxvirus y Molluscipoxvirus

 De las varias alternativas que se han propuesto, cidofovir, aceptado por la FDA para el tratamiento de la retinitis por Citomegalovirus desde 1996, se considera la alternativa más activa frente a las infecciones por Orthopoxvirus, Parapoxvirus y Molluscipoxvirus (Molluscum contagiosum virus).

Pruebas realizadas en IVAMI.

• Diagnóstico molecular mediante PCR de genes semiconservados, seguido de la secuenciación de los amplicones para su  confirmación.

Tipo de muestra:

• Exudado o raspado de las lesiones cutáneas de animales con sospecha de esta infección, o de lesiones de personas sospechosas por el contacto con los posibles animales reservorios (roedores) o transmisores (gatos, vacas, animales cautivos, ..).
 
Conservación y envío de la muestra:

Refrigerada (preferido) durante menos de 2 días.
Congelada: más de 2 días.

Coste de la prueba:  

Consultar a ivami@ivami.com


Servicio recogida de muestra (incluido sólo en España Península):
 
Solicitar envío de mensajero al teléfono 96-169 17 02.